Último momento
recent

Nuevo golpe a la venta de drogas y ya van cuatro desde que rige el aislamiento/distanciamiento social

El fiscal antinarcóticos Ronan Sobejano ordenó una serie de allanamientos esta semana que concluyeron con detenidos. Se trata del cuarto procedimiento realizado durante la cuarentena.

Por la cuantía de procedimientos realizados por la Fiscalía de Lucha contra el Narcotráfico de Jesús María, cualquiera podría pensar que se trata de un año normal y no que estamos en medio de una cuarentena y con restricciones a la circulación.
Está claro que hay demanda de estupefacientes porque sigue existiendo la oferta. Y hay gente que va a buscar su dosis o que espera que se la entreguen por delivery.
Lo curioso es que, con los allanamientos ordenados esta semana, ya van cuatro “kioscos” de venta de estupefacientes cerrados durante la cuarentena.
El pasado miércoles, el fiscal antinarcóticos Ronan Sobejano ordenó dos allanamientos en Jesús María y uno en Colonia Caroya, procedimientos en los que resultaron detenidos Leonardo Fernández (46) y Carlos Enrique Cufré (42) e imputados del presunto delito de comercialización de estupefacientes.
La investigación sobre la actividad ilegal desplegada por ellos llevaba alrededor de un año, pero hubo un hecho que aceleró los procedimientos. Al parecer, en el golpe anterior al narcomenudeo, se les había caído un proveedor de droga y para reemplazarlo, uno de ellos viajó hasta Rosario en una sola oportunidad para traer desde allá cocaína.
Aunque en este submundo pocas cuestiones asombran, a los investigadores les sigue intrigando cómo es que se van tejiendo redes entre quienes se dedican a la venta en pequeñas cantidades. En este caso concreto, cómo fue que hallaron el contacto para viajar hasta Rosario y toda la logística que es necesaria para eso, especialmente por las restricciones de circulación por la pandemia del coronavirus.
En los allanamientos a las viviendas, con detección de canes, se incautaron varias dosis de cocaína, un pistolón, una carabina, 63 cartuchos calibre 22 y 26, una balanza digital, $45.520 en efectivo, una camioneta y diferentes elementos relacionados a la actividad ilícita.
Uno de los aprehendidos utilizaba como fachada su taller mecánico, pero en la requisa se pudo constatar que casi no había herramientas ni maquinarias en el lugar.
Vendían drogas a consumidores de Jesús María, Colonia Caroya y también de varias localidades aledañas. Incluso, vendían con modalidad de delivery.

Cosecha productiva

Antes de ese golpe, Sobejano desbarató otro punto en Colonia Caroya a principios de julio y detuvo a Eva Magdalena Rojas (38) y a Juan Francisco Vera (35).
Ese mismo día, en un procedimiento paralelo, se detuvo al proveedor de ambos, Julio César Ferreyra (55) a quien se lo requisó y se le secuestraron 104 dosis de cocaína de alta pureza, 214 dosis de marihuana y $ 42.770.
A mediados de junio, también había ordenado la detención e imputación de Ignacio Oscar Aguirre (32) en Jesús María y sobre quien pesaba una condena de ejecución condicional de 2013.
También hubo algunas detenciones durante el aislamiento, pero que no resultaron de investigaciones sino de controles de rutina. En uno de ellos, un sospechoso escapó y tras perseguirlo se halló que tenía una plantación en Cerro Azul.
Claudio Minoldo

Claudio Minoldo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.