Último momento
recent

Picat, Brandán y Ciprián pedirán algo de “flexibilización”, aunque sigamos como zona roja

Se reunieron este sábado para analizar en conjunto una solicitud al COE Central que les permita ir flexibilizando el aislamiento, y se puedan ir autorizando algunas actividades hoy no exceptuadas.

Nuestra zona ya sabe que será muy difícil que nos saquen la estampa como zona roja, dentro del marco de la pandemia de coronavirus. No sólo porque hubo dos casos en Caroya -y el de Cerro Azul que también se trató acá- sino porque forma parte del conglomerado del Gran Córdoba y está atravesado por la ruta nacional 9 que a diario tiene un tránsito demoledor.
Esto quiere decir que resultará casi imposible aislar la zona y poner barreras en sus fronteras para impedir que gente de “afuera” circule en nuestros pagos.
La determinación del equipo técnico del COE Central -formado por especialistas de la salud- fundamentó sus razones para que tanto Jesús María, como Caroya y Sinsacate queden en zona roja.
Pero el COE también tiene una pata política que podría escuchar mejores razones en tanto y en cuanto vayan bien fundamentadas desde acá.
Por eso, este sábado los intendentes Luis Picat, Gustavo Brandán y Carlos Ciprián volvieron a juntarse para cranear esas “mejores razones” y presentarlas este lunes ante el COE.
Claro que la necesidad de cada localidad es distinta: a Picat lo presiona su sector comercial y a Brandán el desarrollismo. Ciprián es el que menos demanda pública tiene, pero sabe que la suerte de sus vecinas ata la propia suerte de la localidad.
Las máximas autoridades locales se reunieron también con representantes de la delegación local del Colegio de Arquitectos de Córdoba.
En la reunión se planteó de manera unánime la posibilidad de habilitar las “obras  privadas” en los términos en los que lo posibilita el DNU. Todas la partes, incluidas las autoridades sanitarias, coincidieron en avanzar en este sentido, si el COE Central lo permite.
Se evaluó además la posibilidad de incorporar la venta de comida al paso, posibilitando que los clientes puedan retirar pedidos de los locales gastronómicos y la apertura de los lavaderos de autos, siempre cumpliendo con estrictos protocolos de bioseguridad.
Las autoridades locales solicitaron el refuerzo de controles de Policía Caminera en el acceso sur, a la altura del puente obre el Río Carnero, para que se realicen durante las 24 horas.
Por último se reiteró la necesidad de garantizar los elementos necesarios para que el Hospital Regional Vicente Agüero pueda responder a la atención de potenciales pacientes.
“Lo que buscamos es una posición intermedia entre las variables de zona blanca o roja, algo más flexible para la zona, debido a que aquí funciona el Hospital Regional de referencia para la pandemia y eso condiciona nuestra calificación”, explicó el intendente Brandán en un posteo de Facebook.
Claudio Minoldo

Claudio Minoldo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.