Último momento
recent

El Festival de Doma y Folklore ya se capacita sobre la Ley Micaela

El martes pasado comenzó la capacitación obligatoria que le impuso el juez José Sartori a la fiesta gaucha y la primera jornada contó con la presencia de la jueza Esther Caffure de Battistelli, directora de la oficina de la mujer del Poder Judicial.

Con una buena cantidad de dirigentes y colaboradores, arran-có el pasado martes la capacitación de carácter obligatorio que impuso el juez José Sartori  al Festival de Doma y Folklore, como una medida preventiva y a raíz de una denuncia por un presunto delito contra la integridad sexual de una excolaboradora que denunció al presidente Nicolás Tottis.
“Al haberse producido una circunstancia que nos sorprende, he decidido la aplicación analógica de la Ley Micaela, a través de un taller de sensibilización y de perspectiva de género que es la posibilidad de brindar a nuestra propia comunidad herramientas y con capacitadores de nuestras propias instituciones para lograr que no vuelva a ocurrir ninguna situación reñida con los términos de la ley”, explicó el juez Sartori antes de comenzar la jornada del martes.
Paralelamente, dejó expresamente aclarado que esta medida no intenta levantar ningún juicio de valor respecto de la conducta que se le atribuye al presidente del Festival y que se investiga en la Fiscalía de Instrucción.
“El nuevo Código Civil -señaló Sartori- nos faculta a tomar medidas preventivas para que no vuelvan a suceder situaciones que tengan que ver, como en este caso, con asimetrías en materia de género. No ponemos en duda a las autoridades del Festival. Lo que hacemos es una actividad de buenas costumbres o desarrollar las mejores perspectivas de género para que se logre comprender y sensibilizar a las personas que intervienen, sobre todo teniendo en cuenta que hay personas que recién egresan de los colegios o están en el sistema educativo y son colaboradores del Festival”.
Florencia Strasorier, integrante de equipo que implementó la Ley Micaela en Colonia Caroya y que tuvo a su cargo este taller de sensibilización, explicó un poco los fundamentos de esta capacitación: “La Ley Micaela es una ley joven que recién este mes está cumpliendo un año. 2019 fue el año para ponerla en práctica y Colonia Caroya fue el primer municipio del país que la hizo obligatorio para sus trabajadores y trabajadoras”.
“La intención fue acercar a todas las personas nociones vinculadas al género, un tema del que se habla mucho pero se sabe poco, y a la violencia de género. Con una modalidad taller, muy participativa, vamos tocando distintos tópicos teóricos y hacemos la introducción al tema”, detalló la licenciada en comunicación.

Visita ilustre

Además de integrante del TSJ, Esther Caffure de Battistelli es la directora académica de la Oficina de la Mujer del Poder Judicial y decidió visitar Jesús María el pasado martes para acompañar el lanzamiento de la capacitación al Festival.
“Para mi es una gran satisfacción porque ver una resolución judicial extensiva en todos los conceptos de violencia de género es como decir  que lo que se ha sembrado está dando sus frutos. Por eso mi presencia acá, mi apoyo al doctor Sartori, el apoyo a esa resolución que sin dudas ha impactado en este lugar y, sobre todo, para que sepamos de qué hablamos cuando hablamos de violencia de género o de violencia contra las mujeres, de todo ese montón de cosas de las que no estamos enteradas. Y no sólo eso sino que estamos naturalizando un montón de conductas como correctas cuando ya no lo son”, indicó Caffure.
“También -concluyó- es muy positivo que los destinatarios de la orden judicial la hayan aceptado tranquilamente. Es un reconocimiento de que hubo una situación que debe conocerse”. 
Claudio Minoldo

Claudio Minoldo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.