Último momento
recent

“Hay que potenciar un lenguaje común en torno al riesgo por eventos extremos”

Desde el IIFAP-UNC realizaron dos jornadas en torno a las respuestas pos inundaciones.

Por: Leonardo Rossi (De nuestra redacción)

Durante dos jornadas, en semanas consecutivas, el Instituto de Investigación y Formación en Administración Pública (IIFAP) de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) organizó los talleres “Sistemas sociales como sistemas de saberes y acción-Jesús María frente a las inundaciones de 2015’. La investigadora Cecilia Carrizo Sineiro, miembro de la entidad organizadora, conversó con Primer Día y analizó lo que dejaron estos encuentros al que asistieron funcionarios nacionales a intercambiar su mirada con los actores locales. “Toda la sociedad tiene que estar informada sobre estos temas, y para eso hace falta un lenguaje común que ayude a generar una conciencia colectiva”, sostuvo, entre otras conclusiones.
Los encuentros realizados en el IPEM 294 contaron con la presencia de funcionarios locales, como por ejemplo Matías Flores, responsable operativo de la Defensa Civil. Desde el ámbito nacional asistieron, entre otros, Miguel Martín (Secretaría de Articulación Científico Tecnológica del Ministerio de Ciencia) y Álvaro Soldano (Comisión Nacional de Actividades Espaciales). Entre el auditorio, docentes, directivos de escuela y gente de a pie. La iniciativa del IIFAP se enmarca dentro del proyecto de extensión ‘Redes y Cambio Climático. Ciudades intermedias y eventos extremos’. 

Lo local y lo federal en diálogo 

¿Qué cuestiones emergieron de los talleres que le parece importante destacar?
- A nosotros en primer lugar nos impactó mucho la importancia del sistema educativo en el momento de respuesta al evento extremo (inundación), que fue de mucha solidaridad, organización, y aporte de cuestiones materiales. Fue algo que no habíamos incorporado inicialmente en nuestro enfoque. El objetivo del taller era visibilizar otros sistemas de respuesta más allá de los tradicionales, y en este sentido, el ámbito educativo hizo un aporte destacado, tal vez un poco invisibilizado. Hay desarrollos de gestión de riesgo que plantean que las escuelas no deben funcionar como centros de evacuados para no vulnerar la autonomía de ese espacio y recuperarlos de forma rápida, pero no hay algo definido al respecto. Lo que quedó de manifiesto es que si pensamos en un momento en que la sociedad está en riesgo y requiere de todos, los integrantes del sistema educativo tienen mucho para decir. 

¿Qué aportaron los asistentes de Nación?
- Es importante destacar el compromiso de haber estado y presentar sus tareas. Un tema que surgió desde allí es que a nivel de Ministerio de Seguridad con la ley de Protección del Riesgo y con las redes de científicos en torno al cambio climático el acento está puesto en una federalización, pero eso hasta ahora sólo se está enfocando en la Ciudad de Buenos Aires. El rol de las ciudades intermedias necesita ser potenciado para que lo local esté integrado a estas redes, porque en el momento extremo la dificultad de interactuar es grave. Hay que llevar ese federalismo a los hechos, generar flujos de comunicación que puedan circular con más celeridad. Entre otras propuestas se expresó la intención de que la gente pueda acceder a las imágenes satelitales de los territorios, como las que tiene la CONAE, y en buscar un lenguaje que deje de ser encriptado, que sea acorde con el cotidiano de la gente. En esto se está avanzando. 

¿Cómo dialogan estos ámbitos nacionales con las urgencias locales?
- Un punto importante en este sentido es reconocer el tema de los protocolos, desde la crítica a la racionalidad occidental, a la burocratización que no lleva a ningún lado. Hace falta tener una reflexión construida a partir de un saber hacer, en el territorio. No se puede seguir pensando en modelos en los que una persona desde una oficina diseña lo que tiene que hacer todo un país, como era antes. Actualmente los protocolos se hacen participativamente, con vecinos, marcando sus realidades, apropiándose de una dimensión general que puede venir de otro sitio pero incorporando las particularidades locales. 

¿Qué mensaje dejaron estas jornadas?
- Me parece que revalorizamos la idea de que toda la sociedad tiene que estar informada sobre estos temas, vinculados al riesgo y al cambio climático, en este caso puntual en torno a las inunda­­­ciones. Cuando la sociedad está informada, con un lenguaje accesible, con la incorporación de los distintos saberes a través de espacios donde se puedan relacionar es más fácil entender de qué se habla, y con qué temporalidad se necesita una respuesta. Jesús María ha avanzado en el tema de generar información geo-referenciada, y eso puede ir profundizándose. Está claro que esto no es automático sino que es un proceso de formación de conciencia colectiva. 
Claudio Jose Minoldo

Claudio Jose Minoldo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.