En foco
Pin It

Widgets

Contribuciones para la caracterización del gobierno nacional

Tal vez te interese

Por: Jorge Bracaccini

Para quienes nos planteamos ciertas dudas, apenas dos semanas atrás, a la hora de caracterizar al nuevo gobierno nacional (“Derecha Moderna”, “Liberalismo Zen”, “Derecha New Age”, “Derecha Populista”), los acontecimientos de los últimos días nos brindan elementos para comenzar a desconfiar/entrever que estamos frente a un gobierno de Derecha pura y dura, un gobierno de “Derecha Tradicional”, con la única novedad de que fue elegido por la mitad más uno de los argentinos.
La imagen distendida y sonriente (¿zen?) del Ministro de Hacienda, comunicándonos el levantamiento del “cepo” y la liberalización del mercado de cambios, lo que implica la expropiación de un tercio del valor real de la masa de salarios y jubilaciones y su transferencia automática a un puñado de exportadores, nos habla de una iniciativa de neto corte antipopular. Pero, si a esta imagen le agregamos la del Presidente Macri anunciando en el corazón de la pampa terrateniente la eliminación/reducción de las retenciones a los granos, lo cual significa un nuevo “regalo” al mismo sector y otro golpe al poder adquisitivo de los trabajadores, es difícil no concluir que estamos frente a un gobierno de claro tinte “oligárquico y Antipopular”, que en menos de una semana de asumido transfirió la friolera de 90.000 millones de pesos de manos de los sectores populares a la de los sectores más concentrados de la economia. Los $ 400 para los beneficiarios de la AUH, lejos de poner en duda este planteo, lo mismo que la negativa a un bono compensatorio por la pérdida del poder adquisitivo de salarios y jubilaciones, no hace más que confirmarlo.
El papelón diplomático en que incurrió nuestro presidente y su canciller, en los días previos y en la misma Cumbre del Mercosur, planteando la aplicación de la Clausula Democrática a la República Bolivariana de Venezuela, desconociendo que el gobierno liderado por el presidente Maduro no sólo no es fruto de un golpe institucional, sino que consta de la legitimidad de haber triufado en 18 de las 20 elecciones realizadas en los últimos 17 años; y exigiendo al mismo país la liberación de los “presos políticos”, cuando en realidad se trata de dos políticos presos por haber planificado y ejecutado el plan destituyente, vía la insurreccion violenta, llamado por ellos “La Salida”, que entre otras cosas costó la vida de 41 venezolanos; solamente se explica al entender que se trató de una señal de alineamiento obsecuente hacia el Departamento de Estado y la Embajada de los EEUU. Esto sumado a las declaraciones de la Sra Malcorra a favor de un acercamiento a la Alianza del Pacífico (Chile, Perú, Colombia y México) y de un ALCA muerto y enterrado por obra y gracia de Lula, Néstor y Chávez hace 10 años, nos habla de un gobierno claramente alineado y subsidiario al imperio norteamericano.
El tercer elemento que pone en juego el gobierno a la hora de su caracterización, y tal vez el que más sorprende por su virulencia, es el elemento autoritario. Luego de una campaña plagada de referencias a la institucionalidad y el republicanismo, el presidente Macri se desayunó con una ráfaga de DNU, siendo los referidos al nombramiento de dos Jueces en Comisión a la Corte Suprema de la Nacion, declarado inconstitucional por un juez de la Nación, y la intervención del Afsca y el Antic, transgrediendo una ley dictada por el Poder Legislativo de la Nación y ratificado por la Corte Suprema de la Nación, confirmando su constitucionalidad con el voto de 6 sobre 7 de sus miembros; lo que nos habla de un claro sesgo autoritario del gobierno entrante.
Si a esta profusión de decretos, innecesarios y desprovistos de urgencia, que implican el ninguneo del Parlamento, le sumamos el aviso de futuras medidas que implican el recorte a los legitimos derechos de protesta y la brutal represión sufrida por los trabaja- dores de Cresta Roja, no es un desatino plantear que estamos ante un gobierno con tintes autoritarios.
En síntesis, cándidos ciudadanos de nuestra querida República Argentina, me veo en la obligación de decirles que lo de los globos amarillos, los grotescos pasos de baile, las lamentables imitaciones de Fredy Mercury, las copiosas referencias a la revolución de la alegría y las buenas ondas, no fueron más que marketing político, una invención de Duran Barba y el Mago Sin Dientes. Como dice el refrán popular: si tiene cuatro patas, ladra y levanta la pata para mear, es PERRO.
De la misma forma, podríamos aseverar que, si es Antipopular y Oligárquico, gusta de las relaciones carnales y es Proyanqui, y es Autoritario porque gusta de blandir Decretos tanto como bastones y escopetas con balas de goma, seguro es un GOBIERNO DE DERECHA TRADICIONAL.


Autor
Claudio Jose Minoldo

Blog de Interes, recomiendanos

No hay comentarios :

Leave a Reply

Contacto

Contacto

Primer Día

2016. Año VIII.
Año Ocho.
Hecho en Jesús María, Córdoba (Argentina)
Todos los derechos reservados.
Las opiniones emitidas no necesariamente reflejan las opiniones o posiciones de los administradores de Semanario Primer Día.

Seguidores

Archivo del blog

Nuestra misión es dar a conocer nuestros servicios gratis Ayudadeblogger.com