En foco
Pin It

Widgets

Política y medio ambiente

Tal vez te interese

Partimos de la base de que la política, referida al cuidado del ambiente, debe ser Política de Estado, es decir, que el recambio de una administración del gobierno (nacional, provincial  o municipal) no debería interferir para nada en las medidas necesarias que requiere el cuidado del ambiente y la ejecución de los programas previstos. 

Por: Oscar Beas (Grupo Ecológico Jesús María | GRUEJMA)

No obstante, hay que luchar por una comprensión más humana y realista de los graves problemas ambientales que padecemos y que están relacionados, directamente, con el modo de explotación de los recursos naturales a la que hay que imponerle límites y no vulnerarlos.
La sociedad de consumo,  impuesta ya culturalmente en todos nosotros, nos hace correr con desesperación tras la obtención de bienes que, después de poco tiempo, descartaremos por inútiles y terminarán en los basurales, cada vez más insuficientes para su destino final. Esos residuos generan contaminación ambiental por su carga de desperdicios, minerales, metales,  vapores y lixiviados que contaminan las napas subterráneas, con derivaciones desastrosas en el entorno de todo ser viviente.
Esa relación causa-efecto de la sobreexplotación de recursos naturales es contraria al mecanismo intrínseco de la Naturaleza que, desde hace miles de años, ha logrado completar el ciclo de la vida, evolucionando favorablemente a través de los siglos, sin consecuencias negativas para la biodiversidad de las especies que viven en el planeta. Siendo una  de ellas, los seres humanos somos parte integral de esa cadena porque compartimos la tierra, el  sol y el agua. Este maravilloso proceso vital deber producirse en armonía y respetándonos mutuamente para no alterar el equilibrio.
Actualmente, pareciera que no nos damos debida cuenta de ello, como que a nosotros no nos va a afectar. Estamos convencidos de que no es así porque, si bien el planeta azul seguirá sin demasiados cambios hasta su extinción -calculado en 5.000 millones de años más-,  los seres humanos seguramente no sobreviviremos a una catástrofe climática, ya sea propia del proceso temporal del  universo u ocasionada por nuestras veleidades de creernos dueños del planeta, depredando los bosques y otros recursos naturales, sin respetar límites que la razón misma nos impone.
Debiéramos asumir responsabilidad ciudadana para neutralizar y mitigar los efectos perniciosos del consumismo ya referido. Y es en este punto donde juega un papel central la política por su capacidad de abarcar programas ambientales, calidad de vida, prevención de la salud,  estímulos a la educación formal y no formal, divulgación de las ciencias como recurso para internalizar por medio del conocimiento otros valores como la sobriedad en las costumbres y el respeto profundo a la naturaleza y sus leyes. Ése es el rol de la Política: beneficiar las relaciones humanas con sus debates y sanas discusiones, buscando siempre el objetivo del bien común y el mejoramiento de las condiciones de vida, especialmente de los  sectores sociales marginados y olvidados -víctimas seguras de ese modelo de producción y consumo-.
En  Alemania, existe un Partido Verde y sus integrantes ocupan, actualmente, importantes puestos en el gobierno, a través de coaliciones logradas entre políticos de fuerzas similares. En Francia, por citar otro ejemplo, un diputado ecologista fue el principal gestor de una ley que prohíbe los alimentos transgénicos. Son ejemplos que van señalando un rumbo en la protección del ambiente. En Córdoba, hace varios años,  también se lanzó un grupo de personas que formaron un partido Verde,  pero lamentablemente no pudo hacerse oír con fuerza suficiente para competir en elecciones y poder influir principalmente en legislaturas o Concejos Deliberantes, elaborando leyes amigables con la Naturaleza.
Pero no todo está perdido. Son múltiples las organizaciones no gubernamentales y las personas que, en forma individual o colectiva, aportan diariamente para una nueva conciencia ambiental. Algún día, lograremos tener representantes en los órganos de gobierno que defiendan con otro enfoque el ambiente. Es bueno reflexionar sobre estos temas vitales para los ciudadanos porque fortalecen, también, la democracia.


Autor
Claudio Jose Minoldo

Blog de Interes, recomiendanos

No hay comentarios :

Leave a Reply

Contacto

Contacto

Alojamiento en Jesús María

Primer Día

2016. Año VIII.
Año Ocho.
Hecho en Jesús María, Córdoba (Argentina)
Todos los derechos reservados.
Las opiniones emitidas no necesariamente reflejan las opiniones o posiciones de los administradores de Semanario Primer Día.

Seguidores

Archivo del blog

Nuestra misión es dar a conocer nuestros servicios gratis Ayudadeblogger.com