Último momento
recent

Gendarmería reincorporó a 44 efectivos, pero con una “sanción encubierta”

Para el estudio de abogados que tramitó la causa se trata de un cumplimiento defectuoso de la medida cautelar que dictaminó la Justicia y pedirán que se impugnen los traslados.

El lunes por la tarde no fue un día más para 27 de los 44 efectivos de Gendarmería que iniciaron una causa judicial contra la fuerza de seguridad, tras habérseles notificado la baja por supuestos actos de indisciplina durante la protesta de octubre del año pasado.
Y no fue un día más, porque el pasado lunes esos 27 efectivos ingresaron a la Escuela de Suboficiales por la misma puerta por la que habían salido con la cabeza gacha tras recibir la notificación con la baja de la fuerza.
Gendarmería se vio obligada a reincorporar a estos aspirantes a gendarmes y suboficiales  a raíz de una medida cautelar que dictó el juez Federal Alejandro Sánchez Freytes en favor de estas personas, después de la brillante defensa que realizó el estudio jurídico de los abogados Gerardo Nieva Allue, Ana Magaquián y Mauricio Arriagada.
Sánchez Freytes compartió el argumento de que el acto administrativo por el que se dispuso la “baja” o se pasaba a “retiro obligatorio” era de nulidad absoluta por no cumplir con los requisitos fundamentales. Por ello, expidió la medida cautelar que obligó a Gendarmería a reincorporarlos a sus funciones en servicio efectivo y abonarles el sueldo. La cautelar, expedida por el término de seis meses, supone que dejó sin efecto la medida expulsiva. Dicho de otra manera: si Gendarmería quiere realmente dar de baja a esos efectivos debe encontrar nuevos y mejores argumentos que los que utilizó hasta ahora.
Sin embargo, Gendarmería acató la orden judicial, pero con una “sanción encubierta” ya que a poco de haber ingresado por el puesto de acceso 1, los efectivos fueron reunidos y allí se les notificó que serían trasladados, esto es, que la fuerza les daba nuevos destinos.
“Hubo una reincorporación de los cuatro suboficiales y de los 40 aspirantes a suboficiales que tenemos como clientes, pero lamentablemente tenemos que decir que Gendarmería no va a cumplir la orden tal cual como el juez se lo ha dicho. Entendemos que hay una diferencia tangencial en la interpretación, y que el juez ha dictado en la orden judicial, y la Gendarmería no va a cumplir porque un grupo de ellos va a ser dado de pase. Vamos a seguir cuestionando a nivel judicial la orden”, explicó el abogado Nieva.
“Los cuatro suboficiales van a ser dados de pase, según nos informó el jefe del Departamento de Personal. De los 40 restantes, algunos van a quedar en la escuela y otros no”, completó Nieva.
En esa jornada, se supo que el sargento ayudante Jorge Aquino, ante quien reportaban muchos de los aspirantes durante la protesta de octubre pasado y quien a su vez recibía órdenes de los oficiales de la Escuela, se iría de pase a La Rioja.
Arriagada también aportó: “Entendemos que hay un cumplimiento parcial de la medida judicial, que implica una sanción enmascarada por lo que implican los traslados y que implican un trastorno para el efectivo y también para su familia. No corresponde la época de pases que suele ser a fines de año considerando la situación familiar. Vamos a analizar notificación por notificación y que se respete la compensación económica que tiene que haber en un traslado de este tipo”.
Más allá de la arbitrariedad que supone la decisión de Gendarmería, los abogados anticiparon que velarán para que se cumpla sin restricciones la medida cautelar otorgada que es devolver a sus antiguas funciones dentro de la Escuela local.
Claudio Jose Minoldo

Claudio Jose Minoldo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.