En foco
Pin It

Widgets

Un estacionamiento: prioridad para el “Negro” y para tantas otras personas con discapacidad

Tal vez te interese


Por: Leonardo Rossi (De nuestra Redacción)

Alejandro Mira está en silla de ruedas y suele andar por la ciudad, acompañado por su madre. La prioridad para ellos es contar con espacios en donde detener su vehículo.

El “Negro” Alejandro Mira tiene hoy 40 años. Cuando nació, en la ciudad de General Pico (La Pampa), un mal trabajo de parto le marcó lo que vendría en adelante. Desde entonces tiene una parálisis, que le impide movilizarse con normalidad. Pero eso no fue obstáculo para salir, andar la calle, pasear, jugar. Es que siempre tuvo a su lado un as, la carta más alta. El Negro fue acompañado cada día por Teresa Cuitiño (66), su madre. Obstinada, nunca dejó de buscar todos los recursos y posibilidades médicas para mejorar el desarrollo físico de su hijo.  Ejemplo en la materia, Teresa destaca que la comunidad local “colabora” con las personas discapacitadas, pero llama a dar algún avance más. Por ejemplo, insiste con la “falta de espacio para estacionar” prioritario para quienes se movilizan con alguna dificultad.
Desde aquellos primeros años, cuando llevaba al Negro a tratarse a Córdoba capital hasta hace poco tiempo, Teresa iba y venía con su hijo en colectivo, taxi, remis. Recuerda esas andanzas por el centro de la capital provincial, esquivando obstáculos, con Alejandro “colgado” a sus hombros. “Un sufrimiento”, dice con cierta risa. El negro la mira y larga una carcajada. La mujer tampoco olvida el tránsito que había en la zona, hace cuarenta años, más liviano pero no por eso mejor organizado, y la falta de preparación que había en calles y veredas para transitar con su hijo. “A estos chicos antes se los ocultaba”, enfatiza, en una frase que apunta directo a una sociedad que “por suerte ha quedado atrás”.

Otros tiempos
“Hoy no me quejo”, comparte Teresa, mientras el Negro la escucha y no le saca la vista de encima. “Gracias a Dios se están haciendo cosas con estos chicos, no son discriminados, la comunidad colabora, y en el Copadi (Complejo para la Discapacidad) me ayudan.” En este actual panorama, para la madre de Alejandro “ayudaría a la circulación en el centro” que se aplique una nueva ordenanza, que regule la ocupación de las veredas por parte de los comercios, tal como se explicó en este medio en ediciones anteriores.
“Yo me manejo con la silla, todavía puedo con y él colabora”, pero el problema surge al momento de estacionar ahora que tiene auto. Dice que el único lugar donde puede detenerse es en el Banco de Córdoba. Por el contrario cuando lo debe “llevar a la Clínica Viale no hay lugar para estacionar”, y así ocurre en otros tantos puntos de la ciudad, describe.
Un momento de frustración llega en el verano, durante el festival de Doma y Folclore. “Tengo logo de discapacidad, pero las playas quieren plata y no quieren perder. Y él esos días quiere salir, pero la verdad es que se complica demasiado”, indica Teresa.   A “los juegos, las rampas, y otras cosas buenas que se van haciendo”, Teresa pide también prestar atención a este ítem. Insiste: “Cuando está en su día, y quiere salir a pasear sería bueno tener lugares para poder bajarlo”.



Autor
Claudio Jose Minoldo

Blog de Interes, recomiendanos

No hay comentarios :

Leave a Reply

Contacto

Contacto

Alojamiento en Jesús María

Primer Día

2016. Año VIII.
Año Ocho.
Hecho en Jesús María, Córdoba (Argentina)
Todos los derechos reservados.
Las opiniones emitidas no necesariamente reflejan las opiniones o posiciones de los administradores de Semanario Primer Día.

Seguidores

Archivo del blog

Nuestra misión es dar a conocer nuestros servicios gratis Ayudadeblogger.com