En foco
Pin It

Widgets

Cumbre del Clima en Durban: última ocasión de evitar un vacío legal si no se renueva Kioto

Tal vez te interese

Si en Durban no hay acuerdo, la primera fase de Kioto expirará y ya no habrá ningún tratado internacional legalmente vinculante para reducir las emisiones.

La Cumbre del Clima que se celebra en la ciudad costera de Durban (Sudáfrica) es la crónica de un desacuerdo anunciado para frenar el cambio climático. Se trata de la Conferencia de la ONU sobre Cambio Climático número 17 (COP17), y entre el 28 de noviembre y el 9 de diciembre tiene ante sí el gran reto de renovar el Protocolo de Kioto (que caduca en 2012) y frenar el aumento de emisiones de CO2 a la atmósfera. Sin embargo, los líderes y organismos participantes han llegado a esta reunión con pocas expectativas de alcanzar un acuerdo global vinculante.
De entrada, Canadá, Rusia y Japón ya se han mostrado en contra de una renovación de Kioto y China y EE UU se niegan a asumir pactos vinculantes. Los negociadores barajan, entre otras soluciones, el llamado enfoque Kioto plus, que apuesta por un segundo periodo de compromiso como parte de una transición hacia un marco global legalmente vinculante. He aquí algunas cuestiones a tener en cuenta para entender el pesimismo global que ha impregnado desde el primer día esta Cumbre de la ONU.

¿Qué importancia tiene Kioto en la cumbre de Durban?
Es uno de los instrumentos jurídicos internacionales más importantes destinado a luchar contra el cambio climático. Adoptado en 1997 en la ciudad japonesa de Kioto, este protocolo contiene los compromisos de países industrializados para reducir las emisiones de algunos gases de efecto invernadero, responsables del calentamiento global.
En concreto, el texto marcaba unos objetivos que vencen a finales del año que viene, de ahí la urgencia por renovar este tratado. Además, este protocolo solo fue ratificado en su día por 37 naciones industrializadas y la Unión Europea. EE UU, el segundo país más contaminante del planeta, no lo ratificó, mientras que China (principal emisor de CO2), Brasil y la India quedaron excluidos por tratarse de economías emergentes.

¿Cuáles son los antecedentes de Durban?
Además de renovar Kioto, Durban tratará de avanzar en lo acordado en otras dos cumbres anteriores: la de Bali (2007) y la de Cancún (2010). En la cumbre de Bali, EE UU se comprometió por primera vez en la historia a reducir sus emisiones y a someterse al mandato de las Naciones Unidas. Tras Bali llegó con demasiadas expectativas la cumbre de Copenhague (2009), que brilló por la ausencia de acuerdos entre los países que acudieron a ella.
Un año después, Cancún (2010) aplazó la decisión sobre una segunda fase del Protocolo de Kioto (en el documento final pedía adoptar "tan pronto como sea posible" una decisión sobre compromisos para una segunda fase para "garantizar que no haya una brecha entre el primer y el segundo período de compromisos").
Lo que sí salió adelante en Cancún fue la creación del llamado Fondo Verde para el Clima: un compromiso adquirido por los países industrializados (y al que Estados Unidos se negó) para destinar 100.000 millones de dólares cada año, a partir de 2020, a financiar proyectos (con recursos privados y públicos) para combatir el cambio climático en los países en desarrollo.

¿Quiénes participan en Durban?
A esta conferencia en Sudáfrica asisten unos 20.000 delegados y observadores de casi 200 países. Entre los asistentes está la UE, quien ya ha asumido que no se logrará un acuerdo para renovar el Protocolo de Kioto, pero quiere evitar un vacío tras el vencimiento de los compromisos de Kioto para finales de 2012.
Aparte de las negociaciones ministeriales, el COP17 albergará más de 200 expositores en el Centro Internacional de Convenciones de Durban y cerca de 300 eventos oficiales paralelos, sin contar los organizados por el Ayuntamiento, empresas privadas e instituciones.

¿Qué dicen los grupos ecologistas sobre esta cumbre?
Desde el primer día, grupos civiles y ecologistas ya han programado una cumbre alternativa simultánea al COP17 (denominada Occupy Durban) en la Universidad tecnológica de Durban, a cuatro kilómetros del foro de las negociaciones. Además, unos 50.000 activistas y miembros de organizaciones civiles y ecologistas preparan una gran marcha para el 3 de diciembre.

¿Es posible frenar el calentamiento del planeta?
Evitar que la temperatura global suba más de 2ºC antes del año 2020 es "tecnológica y económicamente factible", según el último estudio publicado por el Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA).
La organización señala tres puntos fundamentales que ayudarían a ello. El primero pasa por que las autoridades reguladoras "establezcan normas más estrictas para cumplir sus compromisos". Para ello, el informe del PNUMA aconseja "focalizar los sistemas energéticos, usan-do más combustibles no fósiles y fuentes de energía renovables, y haciendo mejoras sustanciales en el aprovechamiento de la energía". En tercer lugar, la institución considera que las emisiones se podrían reducir "instaurando sólidas políticas a largo plazo específicas para los diversos sectores”.

Fuente: Sara Ríos para el sitio www.20minutos.es


Autor
Claudio Jose Minoldo

Blog de Interes, recomiendanos

No hay comentarios :

Leave a Reply

Contacto

Contacto

Primer Día

2016. Año VIII.
Año Ocho.
Hecho en Jesús María, Córdoba (Argentina)
Todos los derechos reservados.
Las opiniones emitidas no necesariamente reflejan las opiniones o posiciones de los administradores de Semanario Primer Día.

Seguidores

Archivo del blog

Nuestra misión es dar a conocer nuestros servicios gratis Ayudadeblogger.com