En foco
Pin It

Widgets

Editorial: Acerca de la distribución de la pauta publicitaria oficial

Tal vez te interese

La libertad para decir y contar en muchos casos está condicionada por el aporte arbitrario y asimétrico del sector público.

Quienes estudian los fenómenos de la comunicación, vienen señalando que los medios tendrán verdadera independencia editorial cuando logren tener independencia económica. Dicho con otras palabras, cuando no dependan de las pautas publicitarias “oficiales” para su subsistencia.
Pero eso es fácil decirlo en las grandes ciudades donde el mercado publicitario siempre resulta inabarcable y donde la pauta privada puede sostener proyectos aun cuando el gobierno de turno se niegue a ser auspiciante de los medios de comunicación críticos.
En comunidades más pequeñas, la pauta oficial condiciona notablemente el decir y el hacer de los medios de comunicación, sobre todo en los casos en los que se ha convertido en un porcentaje importante de los ingresos del medio en cuestión.
Sin embargo, el problema de fondo no radica en si una gestión debe o no “auspiciar” publicitariamente en los medios sino en la manera en la que decide a quién y con cuánto financiar a los medios de comunicación, de modo que en el reparto algunos terminan beneficiados por la afinidad con el gobierno de turno y otros relegados por razones que nunca están claras ni manifiestas.
Porque en el fondo, el reparto de la pauta oficial no se hace desde el bolsillo particular de los funcionarios sino desde las arcas municipales a la que aportan todos los vecinos de la comunidad. El manejo de esos dineros no debiera responder a la simpatía o antipatía que algunos medios generan en las autoridades del momento.
Semanario Primer Día viene insistiendo en que los gobiernos locales deben revisar la forma en la que reparten los fondos de “todos” en la mayor cantidad posible de medios, de modo que haya muchas voces y que los vecinos puedan surtirse de un diverso abanico informativo.
Se trata de un planteo inédito en la historia de las relaciones entre medios de comunicación y las gestiones de gobierno, pero indispensable en función de la necesidad de transparentar el uso de los fondos públicos y de fortalecer la independencia de los medios de comunicación para que no se vean sometido a vaivenes anímicos.


Autor
Claudio Jose Minoldo

Blog de Interes, recomiendanos

No hay comentarios :

Leave a Reply

Contacto

Contacto

Primer Día

2016. Año VIII.
Año Ocho.
Hecho en Jesús María, Córdoba (Argentina)
Todos los derechos reservados.
Las opiniones emitidas no necesariamente reflejan las opiniones o posiciones de los administradores de Semanario Primer Día.

Seguidores

Archivo del blog

Nuestra misión es dar a conocer nuestros servicios gratis Ayudadeblogger.com